domingo 17 de enero de 2021 - Edición Nº774

Nación | 13 ene 2021

Denunciaron al juez que obligó a un sanatorio a darle dióxido de cloro a un paciente con coronavirus

Profesionales vinculados al área de la salud denunciaron por mal desempeño ante el Consejo de la Magistratura de la Nación al juez en lo Civil y Comercial Federal Javier Pico Terrero por haber obligado al sanatorio Otamendi a brindar tratamiento con dióxido de cloro a un paciente que estaba grave por padecer coronavirus.


Profesionales vinculados al área de la salud denunciaron por mal desempeño ante el Consejo de la Magistratura de la Nación al juez en lo Civil y Comercial Federal Javier Pico Terrero por haber obligado al sanatorio Otamendi a brindar tratamiento con dióxido de cloro a un paciente que estaba grave por padecer coronavirus.

 

El paciente que tenía coronavirus y murió luego de la aplicación de dióxido de cloro era Jorge García Rúa. Su esposa, Alicia Trezza, también había fallecido debido al COVID-19. Un hijo de ella, José María Lorenzo, se presentó a la justicia para solicitar que García Rúa recibieran de manera urgente ese producto, no autorizado por ninguna autoridad sanitaria.

 

Según explicó Lorenzo hizo la presentación según las indicaciones de Dante Converti, un neurocirujano que era el médico personal de quien fuera la pareja de su madre, que recomendó suministrarle dióxido de cloro de manera intravenosa, en conjunto con ibuprofenato de sodio en nebulizaciones. Y que la única intención que tuvo con la presentación fue “darles una última chance de vida”

 

El juez Pico Terrero hizo lugar al pedido de la familia y ordenó la utilización de ambos procedimientos. Los médicos del Otamendi se negaron a cumplir la orden y las aplicaciones fueron hechas por Converti. Eso conllevó el repudio de asociaciones médicas y destacados profesionales de al salud. Converti fue denunciado ante la justicia federal penal y ayer hubo un allanamiento en su consultorio.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
MÁS NOTICIAS